Alebrijes originales

Los alebrijes surgieron en la Ciudad de México, en un taller del Barrio de la Merced, en el año 1936.5​ Pedro Linares, el personaje al que se atribuye la creación de los primeros alebrijes así como la invención del término mismo, era un artesano especializado en la fabricación de piñatas, máscaras de carnaval y figuras de Judas de papel maché que solía vender en mercados como el Mercado de La Merced.678​Finalmente, el dueño de una galería de arte de Cuernavaca descubrió su trabajo y así fue como la obra de Linares captó la atención de Diego Rivera y Frida Kahlo, quienes comenzaron a encargar la elaboración de más alebrijes.7​ El alebrije, como tradición, creció después de que la cineasta Judith Bronowski filmara el documental ya mencionado acerca de Linares en el año 1975. En 1990, dos años antes de su muerte, Pedro Linares López recibió el Premio Nacional de Ciencias y Artes en la categoría Artes y Tradiciones Populares,9​ lo que inspiró a otros artistas que ya hacían alebrijes también. Diego Rivera decía que nadie más que

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *